Los Años Maravillosos: Los primeros años

Cuánta alegría nos trae un niño al nacer!  ¡Cuánta ilusión ¡  Y cuántas ideas, cuántos proyectos  tenemos para él! Nos acercamos, lo miramos, lo acariciamos, le hablamos, le decimos quiénes somos y cuánto lo queremos! Pero acaso somos conscientes que al acercarnos a él creamos sombras que estimulan su sentido...